Tienda de telas de patchwork y mercería clásica.

Tarifa plana transporte: 4,90 €

Tela plastificada fácil y rápida
#gkContentTop { padding-top:0; } #gkTopMenu .custom p, #gkTopMenu .custom img{ margin-top:0!important; }

Tela plastificada fácil y rápida

Por a las 16,2,2017 en Blog | 0 comentarios

Hoy os traemos una idea buenísima que seguro que incorporaréis en muchas de vuestras manualidades, sobre todo por lo fácil y sencilla que es. ¿Te imaginas poder disponer de cualquiera de nuestras cerca de 400 telas en versión plastificada? Pues no te pierdas la entrada de hoy.

Las posibilidades son infinitas, desde un bolso para el carrito de bebe hecho con nuestras telas infantiles a una funda para tus cosas, por ejemplo el neceser que te mostrábamos en una entrada anterior, pero en versión plastificada. Echa un vistazo a las categorías disponibles para inspirarte.

Por increíble que te parezca, solamente necesitaremos:

  • 20170215_225653El trozo de tela elegido para realizar nuestra labor.
  • Forro adhesivo transparente de cualquier tipo. El que hemos utilizado nosotras es el típico para uso escolar-
  • Una plancha. ojo, al ponerla a calentar, mejor si es en modo sin vapor.
  • Un trozo de tela para planchar y no poner la plancha directamente sobre el forro plástico. Procurad que esta tela no sea muy rugosa, para que no queden las marcas en el forro.

plancha

 

Y ahora mirad qué fácil:

1.Recortamos el forro del tamaño de la tela (un poquitín más grande no importa, porque después cuando esté pegado recortaremos el sobrante)

2. Presentamos el forro encima de la tela. (Si se pega entre sí no os preocupéis, despegadlo y volved a ponerlo bien, después al plancharlo no se notarán las marcas)

3. Cubrimos con la tela para planchar, y ahora seguimos rigurosamente estas indicaciones:

  • Es importante una pasada general sin presionar para que la tela asiente.
  • Después con pequeños circulitos de plancha pasamos por toda la tela. (Cuanto más pacientes seamos, mejores serán los resultados)
  • Importantísimo, dejar enfriar bien antes de manipular la tela.

finalY…¡tachán! Éste es el resultado final, ahora ya podéis aplicarlo en la labor que necesitéis. Coseríamos sin miedo a que se rompa, ya que la tela sujetará la puntada.

El resultado es excelente. Si quieres ver en dónde utilizaremos esta tela, no te pierdas nuestras próximas entradas. 😉

Envía tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio utiliza cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia del usuario. Si continúas navegando consideramos que aceptas el uso de cookies. Mas información

Las opciones de cookie en este sitio web están configuradas para "permitir cookies" para ofrecerle una mejor experiencia de navegación. Si sigue utilizando este sitio web sin cambiar sus opciones o hace clic en "Aceptar" estará consintiendo las cookies de este sitio.

Close